jueves, 24 de noviembre de 2011

La Diputada Porno de Costa Rica




Costa Rica es un país extraño. Es un país donde una diputada de la República, de 25 años de edad, aparece posando en una revista pornográfica cuando ya estaba electa diputada. En pocos países se ven tales casos.

La diputada Andrea Morales, de Costa Rica, es diputada del izquierdista Partido Acción Ciudadana (segundo partido más grande del país). A pesar de tener solo 25 años, su fama de promiscua es ampliamente reconocida. Resultó electa a los 20 años como regidora (concejal municipal) del cantón (municipio) de Moravia, y muchas personas la recuerdan el salir a altas horas de los bares de la localidad, abrazada con hombres diferentes cada noche. Gente que la conoció y fue su compañera de Concejo Municipal, reportan que la joven tenía una amplia trayectoria de promiscuidad rozando lo patológico.

Algunos aseguran que la simpática jovenzuela además pateaba con las dos piernas. Nada raro, considerando que fue una de los dos diputados que asistieron al Congreso Gay, Lésbico y Transgénero de Costa Rica. (El otro fue el diputado José Merino, comunista homosexual del Partido Frente Amplio).

¿Cómo consigue una mujer tan joven un cargo tan importante como el de diputada? Quizás su amplia experiencia sexual le permitió intercambiar algunos favores carnales por allí a cambio del importante puesto. ¿Es prostitución cuando una mujer se acuesta por un salario millonario?

Lo más indicativo es que, siendo electa diputada, posa para una revista pornográfica llamada SOHO, publicitada como “prohibida para mujeres” y cuyo contenido sexual no deja lugar a dudas. Los medios de comunicación hacen un amplio escándalo por el particular hecho. ¡Que importa! ¡Esta joven!

La ninfómana, promiscua, probablemente medio lesbiana, modelo pornográfica que hoy ejerce como diputada de Costa Rica es una vergüenza para el país, y una indigna representante de la mujer costarricense y de la juventud. Las mujeres decentes y la juventud sana y trabajadora están humilladas internacionalmente por la representante de escasa ropa que se sienta en un curul de los padres de la patria.

Y esperemos que las niñas y adolescentes no estén dispuestas a seguir el mal ejemplo de la zorra parlamentaria.

Un saludo a la “señorita” DI-PUTA-DA Andrea Morales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada